QUIÉNES SOMOS

Imagen1

“Vignadores de Carignan es una agrupación de productores vitivinícolas que nace para rescatar el valioso patrimonio enológico del valle del Maule y promocionar internacionalmente sus vinos en base a la cepa Carignan”.

Se trata de vinos categoría premium, que apuntan a un público objetivo conocedor, en permanente búsqueda de nuevos sabores y sensaciones, pero que no olvida el noble origen de este producto.

Por más de dos años han desarrollado un trabajo colaborativo que ha aportado al desarrollo vitivinícola de la región del Maule, con productos de altísima calidad e incorporando prácticas de gestión hacia un marketing diferenciado.

Misión

Se busca rescatar las parras viejas de Carignan, plantadas en cabeza y en condiciones de secano, que representan un importante legado vitícola, histórico y cultural y que han demostrado un alto potencial cualitativo y un carácter e identidad únicos. Esto los ha transformado en una oportunidad única para ofrecer un producto con una atractiva historia que contar y que representa a lo más auténtico de nuestra tradición viñatera.

Objetivos

  • Aprovechar el enorme potencial de las cientos de hectáreas de vides antiguas de Carignan.
  • Constituir un club o asociación de productores de Carignan que reúna y potencie los esfuerzos individuales de las viñas para posicionar y comercializar sus vinos.
  • Comunicar a los líderes de opinión del mundo del vino, tanto nacional como internacional, una imagen única y distintiva de los vinos con el fin de valorizarlos en los distintos mercados.
  • Desarrollar un vino de apelación en base a Carignan con una imagen atractiva, clara y nítida, que reúna los diferentes productos de las viñas asociadas.
  • Implementar una estrategia de marketing y acciones concretas para posicionar la marca entre los más influyentes líderes de opinión del mundo del vino nacional e internacional.

Espíritu de Colaboración

Rusticidad y carácter, fraternidad y determinación, son los atributos que identifican el espíritu de Vignadores de Carignan. Sus fundadores, en un gesto de generosidad y colaboración, abrieron un espacio en sus cavas para desarrollar esta singular agrupación de productores, asumiendo un compromiso de larga guarda que apunta a la calidad y divulgación del Carignan de Chile al mundo.

Historia de la Agrupación

La idea de formar una agrupación de vignadores surge hace 2 años, durante una conversación entre Eduardo Bretahuer (der), periodista especializado en vinos, y el enólogo Andrés Sánchez (izq). La iniciativa cautivó desde un principio, pero no fue si no hasta el 2010 que se conformó, convocando a un grupo de viñas productoras de esta cepa.
El proyecto era ambicioso. Primero se planteó el gran objetivo de crear una Denominación de Origen, la primera en Chile con criterios estrictamente técnicos. Sin embargo, esta meta dio paso a la formación una asociación, como primera etapa en este camino.
CORFO decidió apoyar el proyecto desde un principio y el grupo se adjudicó recursos para materializar la iniciativa y promocionar internacionalmente los vinos que formarían parte de esta agrupación.
Después de varias reuniones, mucho debate y luego de luchar contra la corriente, el viernes 13 de noviembre del 2009, en el mítico restaurante Colo Colo de la comuna de Romeral, se logró consensuar los requisitos básicos que rigen desde entonces los vinos de este grupo. Así, en la viña Tabontinaja, de Loncomilla, una de las zonas más devastadas por el terremoto del 27 de febrero, se constituyó oficialmente Vignadores de Carignan.

Funciones de los Vignadores

• Promover la elaboración de un vino en base a Carignan con el propósito de revalorizar las vides antiguas en condición de secano, la expresión de un territorio y su gente.
• Reunir bajo una misma imagen-marca los vinos de las distintas viñas para posicionar VIGNO – Vignadores de Carignan en los mercados interno e internacional.
• Velar por la calidad y transferencia tecnológica para vides y vinos de Carignan.